PU-ULI (MELAMPROSOPS PHAEOSOMA)

Skills: Aves Extintas

Es un ave extinta endémica del archipiélago de Hawaii. Se considera un miembro de la familia Drepanididae (Mieleros hawaianos), y era el único representante de su género. El nombre vernáculo (en ocasiones incorrectamente escrito como “poouli”, “po’o’uli”, “pouli” o “poo-uli”) significa ‘cabeza negra’ y se refiera a la marca carácterística del aves, una máscara negra. Hay que destacar que no es un término original hawaiano, de hecho, no se sabe si había un nombre nativo para muchas de las aves nativas del archipiélago. El nombre vernáculo debería ser técnicamente, alouli o alo uli, puesto que po’o se refiere a la parte de arriba de la cabeza, no la frente. 

El po’o-uli fue descubierto en 1973 en las pendientes de nororientales de Haleakala en la isla de Maui. Se alimenta sobre todo de caracoles, insectos, y arañas y anidaba en los bosques endémicos de ‘ohi’a. 

Se cree que todavía hay al menos dos individuos de la especie, de los 200 estimados cuando se descubrió. El abrupto declive de la población se cree que es debido a varios factores entre ellos, la pérdida del hábitat, las nuevas enfermedades transmitidas por mosquitos, los nuevos depredadores (cerdos, ratas, gatos y mangostas) así como el declive de los caracoles arbóreos nativos en los que los po’ouli basan su alimentación. 

Melamprosops phaeosoma

Dos de los individuos supervivientes tienen al menos siete años por lo que se encuentran al final de su vida reproductiva. No se sabe si son un macho y una hembra o si son del mismo sexo, o incluso si todavía se encuentran con vida. 

En 2002, se capturó una hembra y se llevó a una zona en la que se encontraba un macho en un intento de que criaran. Sin embargo, la hembra volvió a su propio nido, a una milla y media de distancia, al día siguiente. Para abril de 2004 se planeó una expedición para capturar las tres aves restantes para llevarlas a un centro de conservación en la isla e intentar su reproducción. 

El 9 de septiembre de 2004, un po’o-uli macho fue capturado y llevado al Maui Bird Conservation Center en Olinda, en un intento de conseguir la reproducción en cautividad. Sin embargo, los biólogos no consiguieron encontrar una compañera antes de que muriera de malaria aviar el 28 de noviembre de 2004. Los biólogos buscan ahora las dos aves restantes, que no han sido avistadas en más de un año. No ha nacido un polluelo de po’ouli en años. Se han conservado muestras de tejido para una posible futura clonación que es la única esperanza posible de la especie, una esperanza vaga ya que no existirían aves para enseñar a los clones el comportamiento en su hábitat natural.