LA TERMORREGULACIÓN

Skills: Características de las Aves

La temperatura interna de las aves es claramente superior a la de los mamíferos; se ha llegado a medir 44,7 ºC en el colibrí sombrío (aphantochroa cirrochloris), aunque el promedio normal es de 40 a 42 ºC. esta temperatura es casi constante, con fluctuaciones diarias.


aphantochroa cirrochloris

En las aves la perdida de calor es muy intensa. El aumento de tamaño de las especies que ocupan habitas fríos es una adaptación para evitar la perdida de calor. 

La pluma es la primera estructura que interviene en la lucha contra el frió. Las aves que habitan en climas fríos poseen plumas mas apretadas y en mayor numero. Así mismo, se ha comprobado que el número de plumas es mayor en invierno que en verano. El adoptar forma de bola, erizando las plumas, es otro sistema defensivo contra el frió, ya que aumenta el espesor de la capa de aire en el plumaje. 

Órganos importantes en la termorregulación son las patas, cuyo extremo se halla prácticamente a la temperatura ambiente, lo que evita pérdida de calor por conducción. Los sacos aéreos son también reguladores térmicos destacados. A temperaturas bajas constituyen un colchón de aire que aísla el núcleo térmico del ave. 

Se han observado mecanismos sociales defensivos contra el frió: agrupaciones de 20 y más individuos apretados bajo grietas de árboles, dormitorios colectivos como algunos pinzones, agrupaciones nutridas y apretadas de pingüinos cuando la ventisca antártica sopla con fuerza… 

Cuando la temperatura ambiente es alta, las aves pierden calor por el aparato respiratorio, el ritmo respiratorio aumenta y se produce el jadeo: el ave abre el pico y dirige una corriente de aire por la boca. Este proceso se acompaña de una rápida oscilación del suelo de la boca y de la parte superior de la garganta.

 

 Curiosidad sobre el Tucan y su Termorregulación

 

Para Charles Darwin, el pico tenía un objetivo sexual: era un atractivo para buscar pareja. Algunos biólogos posteriores dijeron que servía para pelar frutas, otros para marcar territorio o para invadir nidos ajenos.

termoregulacion
Sin embargo, una nueva investigación ha descubierto que el fin de las grandes dimensiones de esta extremidad del tucán es regular su temperatura.
“Hemos descubierto que el pico del tucán actúa como un termorregulador que permite al animal conservar o eliminar calor, igual que las orejas del elefante”, dijo Glenn Tattersall, profesor de la Brock University de Ontario, Canadá, y director del estudio, publicado en la revista Science.
Para esto, los científicos grabaron tucanes toco (la especie con pico más grande) con cámaras infrarrojas y los sometieron a diferentes temperaturas.
Radiador natural

Los investigadores observaron que la temperatura superficial del pico cambiaba rápidamente cuando el ambiente se calentaba o se enfriaba.
Por ejemplo, comprobaron que, al subir la temperatura del aire, el pico inmediatamente se calentaba y la temperatura del cuerpo del pájaro bajaba. Por el contrario al atardecer, en el momento de dormir, los picos se enfriaban unos 10ºC en apenas unos minutos.
tucan

El pico no es un “tejido muerto”.
Así vieron que el pico, que posee una gran cantidad de vasos sanguíneos, funcionaba como una especie de radiador. “El pico de los pájaros no es un tejido muerto, sino que contribuye activamente a su termorregulación”, dijo Tattersall. “Como las aves no transpiran, deben recurrir a otros mecanismos para enfrentar altas temperaturas”. De las aves, el tucán es la que tiene el pico más grande en proporción a su cuerpo. 

tucan tuco
De todas maneras, hay que aclarar que este último descubrimiento no descarta las otras funciones atribuidas al enorme pico previamente.